Sobre mi y el alcohol.

Soy alcohólico.

aunque lleve 9 años sin beber alcohol es algo que queda para toda la vida.

Empecé mi andadura en el mundo del alcohol a los 15 años, ahora tengo 48. Como cualquiera empecé como algo normal con unas cervezas, unos litros en el parque, sin darme cuenta mi consumo fue aumentando y mi relación con el alcohol se hizo cotidiana.

No solo el alcohol formó parte de mi vida, otras drogas fueron consumidas a lo largo de mi vida lo que me hizo en un momento concreto perder la cabeza, no podía controlarme y a día de hoy el tabaco sigue siendo una, la única, el siguiente paso.

Poco a poco me di cuenta que me costaba relacionarme con las personas, que me aislaba en un mar de dudas y complejos, una inseguridad abrumadora que me creaba ansiedad y más consumo. Son muchos años consumiendo y no fue fácil rehacer mi vida.

El alcohol empieza a destruir mi vida.

Todo empezó tras destruir mi matrimonio, y si digo destruí porque el principal causante fue mi comportamiento por mi adicción después de esto y durante un año mi consumo fue descomunal, hasta el punto de llegar a no acordarme de nada al día siguiente.

Ya me había puesto en tratamiento anteriormente y durante un año no consumí alcohol, pero como muchas veces sucede ese año lo sustituí por otra adicción, era increíble el grado de autoengaño que tuve, incluso yendo a terapia para el alcohol consumía cocaína y tras un año sin consumo de alcohol volví a beber, esta vez bebía y consumía cocaína.

No había otra opción que ponerme en tratamiento otra vez, esta vez mi sorpresa fue cuando me indicaron mi mal estado y que no sería posible seguir un terapia ambulatoria, cosa que de hecho seguramente hubiera fracasado, como sucedió la primera vez.

La recomendación para dejar el alcohol.

La recomendación de ingresar durante unos meses en un centro terapéutico, alejado de todo y todos, se me hizo algo, en ese momento exagerado, además de que lo primero que se me paso por la cabeza era ¿Cómo iba a poder pagar yo eso? que mal momento, pero tuve la gran suerte que me ofrecieron esa ayuda económica. Ello me llevó a concienciarme de mi problema, que tenía una oportunidad única para poder dejar de beber, y saber qué era lo mejor, quería dejar la bebida, estaba convencido por primera vez, y es un convencimiento que se sabe en el interior.

La resolución para dejar de beber.

Aunque había intentado dejar de beber a través de otras opciones como alcohólicos anónimos. No vi que fuera lo que a mí me valdría.

Ingresé en un centro terapéutico el 24/3/2011 y durante 6 meses, en el cual empecé a escribir el diario que comparto en este blog Mi diario. Aprendí técnicas para superar mi adicción, fue lo mejor que me paso, una experiencia única que con la ayuda de los terapeutas me llevo a lo que hoy soy.

No voy a decir que fue fácil, cuando salí del centro todavía había un gran camino y los primeros años de abstinencia estaban llenos de tentaciones, como es costumbre en esta sociedad, el simple hecho de entrar a tomar un café en una cafetería suponía rodearme de un ambiente peligroso, al igual que no poder contactar con mucha gente a la que antes conocía como amigos. Pero aprender a decir NO fue algo muy importante.

Este blog está dedicado a todas las personas que intentan recorrer ese camino de abstinencia

Y en especial a mi madre y familia, sin la cual no hubiera sido posible mi ingreso en el centro y mucho menos poder permanecer 7 meses. 

Melius est videre quod factum est et non paenitet aliquid quod non faciunt

Formulario de contacto.

Puede ponerse en contacto rellenando el siguiente formulario



Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Alfonso Muñoz arroyo .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios webempresa.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.